Masthead header

Elena & Angel, Villanueva de los infantes, Ciudad Real

Por tierras manchegas transcurre la siguiente historia, Villanueva de los Infantes es el lugar, Elena y Angel los protagonistas. Un día precioso testigo de un enlace emotivo, lleno de sorpresas y rodeados de la mejor compañía.

Un día de momentos irrepetibles que empezó desde el principio, con los preparativos en la peluquería de los hermanos Auñon Molinero, que desde aquí doy las gracias por su paciencia y colaboración. Seguimos con el maquillaje y vestuario de Elena, ningún detalle puede faltar, todo debe ser fotografiado para el recuerdo. Me encanta el clima que se forma cuando visten a la novia, es un momento único, irrepetible, es mágico.

Después de Elena es turno de Angel, el momento de los previos de Angel fué estupendo, una casa llena de niños correteando, se respiraba festejo y felicidad. Dicen que lo más importante en una boda es el vestido de la novia, pero nunca hay que dejar de lado el traje y los complementos del novio.

Parroquia San Andrés fué testigo de su “Si quiero”, una iglesia preciosa situada en medio de un casco histórico auténtico y acogedor como éste precioso pueblo.

Elena y Angel ya son marido y mujer, antes del banquete nos paramos en mitad de la carretera para disfrutar de un atardecer entre campos manchegos de Ciudad Real, sin duda el mejor momento del día, donde los recién casados aprovechan unos minutos de tranquilidad para disfrutar el uno del otro.

Un lugar excepcional como las Bodegas Real fué el lugar elegido para el banquete, donde no faltó la buena comida y los buenos vinos. Una celebración elegante y llena de emociones y diversión.

Un día de fotos dificil de olvidar, donde tuve el placer de colaborar con Tony Romero para inmortalizar cada instante de un día estupendo. Aquí os dejo una pequeña muestra del reportaje, espero que os guste, yo lo viví y disfruté con el entusiasmo que me produce hacer lo que más me gusta.

Deja un comentario